El Diamante, un hotel boutique construido entre imponentes montañas y agrestes paisajes del suroeste antioqueño

Un lugar para untarse de naturaleza por todos los poros.

Uno no sabe quién es más atrevido, si el que lo construyó o quien se atreve a visitar un lugar tan exótico e impactante a los ojos y al espíritu, como un hotel boutique prácticamente colgado de las faldas de las montañas antioqueñas del suroeste salvaje.

“Ver para creer”, dicen los turistas tanto locales como extranjeros, sorprendidos con la magnificencia del hot

el El Diamante, ubicado en la finca que le da su nombre, en las encumbradas montañas y cañadas localizadas entre los municipios de Salgar y Ciudad Bolívar, a tres horas de Medellín.

“Es como despertar en las nubes y sentir la serenidad que brindan mientras se disfruta de un buen café y al mismo tiempo se divisan las imponentes montañas de donde nació la típica bebida colombiana”, señala con entusiasmo el visitante que llega por primera vez.

Es que tomar una siesta en una hamaca en el balcón después de una emocionante aventura a caballo, es todo un lujo que la finca el Diamante ofrece generosa y que convierte en una experiencia inolvidable.

Este exótico lugar de 160 hectáreas, sembrado de pinos, bosques nativos y café, ofrece al visitante un mágico recorrido a la reserva de café “La Manchuria”, donde tiene la oportunidad de conocer y experimentar la auténtica plantación del grano en medio de los andes colombianos, caminatas ecológicas, paseo en jeep y paseos a caballo, todo en torno al mundo del café.

Y para los más atrevidos, el lugar cuenta con un helipuerto para quienes deseen volar en helicóptero sobre la magnífica región de Antioquia, admirando las impresionantes panorámicas de Medellín o los pueblos del suroeste.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *